Cómo matricular una moto como histórica

Si tienes una moto de más de 30 años quizá te interese matricularla como histórica. Te contamos sus ventajas y el procedimiento para hacerlo.


Tener una moto muy antigua te garantiza llegar a tu trabajo manchado de grasa y oliendo a aceite, no siempre poder ser puntual y tener un máster en colores de bujías. Sin embargo, también tiene sus ventajas, y una de ellas es la matrícula histórica para motos.

¿Qué es la matrícula histórica para motos?

Matricular una moto como histórica es decirle al mundo (y a la administración) que tienes una moto muy antigua (de igual o más de 30 años).

Tendrás una placa de matrícula diferente al resto de los mortales, que empezará por la letra H, seguirá por 4 números y 3 letras.

matrícula histórica moto

Importante: si la quieres, tienes que solicitarla y cumplir con todo el procedimiento, es decir, no te la dan automáticamente cuando tu moto cumpla 30 años. También es importante saber que cuesta dinero, y no es poco. Luego veremos los precios.

¿Para qué sirve tener una matrícula histórica? ¿Qué ventajas tiene?

Las ventajas de matricular tu moto como histórica son las siguientes:

  • No pagar o pagar menos por el impuesto de circulación.
  • Pasar la ITV cada más tiempo.
  • Conseguir mejores precios al asegurar tu moto.

¿Cuál es el procedimiento?

Vamos a lo que de verdad interesa, al procedimiento.

Matricular una moto como histórica no es un trámite rápido ni sencillo, sin embargo no es algo imposible, y teniendo claros los pasos sólo será cuestión de tiempo y dinero.

  1. Asegúrate de que tu moto cumple todos los requisitos: básicamente que tenga 30 años o más y que no presente modificaciones, es decir, que sea una moto de serie. El vehículo debe ser de tu propiedad, por lo que tienes que presentar la documentación que pruebe que es tuyo.
  2. Reúne toda la documentación de la moto: al menos ficha técnica y permiso de circulación. En ocasiones te pedirán documentación que demuestre las características técnicas de tu moto, más allá de la ficha técnica, y que podrás conseguir en un Club de Vehículos Históricos.
  3. La moto deberá pasar una inspección en un laboratorio oficial, que acredite que efectivamente cumple con todos los requisitos para ser matriculada como histórica. En la web de la consejería de industria de tu Comunidad podrás obtener un listado de los laboratorios autorizados.
  4. Cuando tengas el informe favorable, deberás obtener una resolución de la consejería de industria de tu Comunidad Autónoma en la que se catalogue tu moto como histórica. Se puede hacer online.
  5. Una vez consigas la resolución, debes pasar la ITV, donde te darán la tarjeta ITV.
  6. Tendrás que ir a Tráfico con la tarjeta ITV y abonar las tasas correspondientes para la matriculación como vehículo histórico.

¿Cuánto cuesta?

Me temo que matricular una moto como histórica no es un trámite barato. Tendrás que hacer las cuentas para ver si te compensa el coste con lo que vas a ahorrarte en impuesto de circulación, ITVs y seguros.

El paso más costoso es el del laboratorio, que puede rondar unos 350 euros, en función del laboratorio que elijas.

Tendrás que sumar el coste de la ITV, obligatoria para conseguir tu matrícula (aunque la acabes de pasar unos meses antes).

Finalmente tendrás que abonar la tasa correspondiente en la DGT, que actualmente asciende a 97,80 € para motos y 27,30 € para ciclomotores.

El chollo de la semana

Todas las semanas seleccionamos un artículo para restauración por debajo de su precio habitual, ¿quieres ver el chollo de esta semana?

¡Pincha en la imagen!

Deja un comentario