El comienzo de una saga

Cuando hace unos meses decidí restaurar la Sanglas, no sabía nada de motos y mucho menos de mecánica, términos como monocilídrica, bobina, platinos o segmentos me resultaban extraterrestres. Había crecido viendo la Sanglas y quería devolverle el esplendor de sus mejores años, y por qué no, conseguir una moto que me encantaba por menos dinero del que habría tenido que pagar por una nueva.

Hoy puedo afirmar que se ha convertido en mi mayor afición, a la que más tiempo libre dedico y más satisfacciones me produce, al aprender cada día algo nuevo y ver como cosas que parecían destinadas al cubo de la basura vuelven a funcionar.

Tal era mi afición que el atisbar el fin de la restauración de la Sanglas, en lugar de emocionarme por ver cumplida una meta, me quitaba el sueño al suponer ésto, el fin de mis días de taller. Por ello me decidí a invertir mis ahorros en adquirir una “nueva” moto, aunque “nueva” era justo lo último que quería conseguir.

Mi objetivo era hacerme de una clásica, sin defectos irreparables por mí, como grandes problemas de chapa o un motor gripado, sin que le faltaran demasiadas piezas que tuviera que comprar y, por encima de todo, el principal requisito era que no funcionara. Ya había descubierto que lo que me gustaba no era conducir motos sino hacerlas funcionar, por eso no me interesaban motos en perfecto estado.

Fue así como encontré la Ducati Forza 350.

Ducati Forza 350

Cumplía todos los requisitos. A pesar de su línea más moderna que la Sanglas, son de la misma época, pues esta se fabricó en 1981. 350 cc de cilindrada y 22 C.V. de potencia me permitirían conducirla con mi carnet de moto recién estrenado, no caía lejos de casa y a pesar del buen estado que presentaba en fotos, la moto no arrancaba desde hacía mucho tiempo. El mismo día en que nos vimos por primera vez, salía de una entrevista de trabajo, y la Ducati no pudo darme mayor suerte, acuñando así su nombre de Afortunada.

Esta vez no perdimos tiempo en ir a por ella, así que cogimos el remolque y fuimos a por ella.

Transporte Ducati

Al llegar al taller la sometí a su primera sesión de fotos, y revisión de su estado.

A simple vista, la moto, aunque contaba con motor de arranque eléctrico, no tenía la cadena que conectaba el mismo con el cilindro, por lo que, en principio, no podría arrancarse automáticamente. Después de tantos años sin uso, la batería estaba inservible, por lo que no pude comprobar el sistema eléctrico, que no tenía mal aspecto aunque se veían cables pelados y cortados.

Los frenos, ambos hidráulicos y de disco, no funcionaban. Ambas bombas se movían sin presión alguna, aunque su sistema a buen seguro daría muchos menos problemas que el de la Sanglas.

Caja de fusibles Ducati Forza

Estado inicial del sistema eléctrico

Relojes Ducati Forza

Los relojes se encontraban en muy buen estado, aunque no podía determinarse si funcionaban. Como puede verse en la foto, la moto tiene la horquilla delantera regulable, mediante la rueda que se aprecia bajo los relojes.

Presentaba un buen estado de chapa y pintura, aunque habría que pintarla al final de la restauración y puede que le cambiase el color. El anterior dueño había pegado varias pegatinas en la moto, que yo, aunque no tengo nada en contra de “Fido Dido”, prefería quitar.

Depósito Ducati Forza Fido Dido

 

Puños

Tenía elementos que no podían ser los originales, como estos puños de espuma, que tendría que cambiar. Por otra parte, me llamó la atención que muchas de las piezas eran idénticas o muy similares a las de la Sanglas, como las manetas, o los pulsadores de los mandos, como el de arranque que se aprecia en la foto. Esto se debía a que ambas motos se fabricaron en talleres separados por escasos kilómetros, en Barcelona, lo que a buen seguro propició que compartieran muchos proveedores.

Asiento Ducati Forza

El asiento, aplastado y desgastado con el tiempo, presentaba un mal estado, por lo que habría que tapizarlo.

Motor de arranque Ducati Forza

 

Tapa cárter Ducati Forza 350

El motor, negro de fabrica, había sido repintado a brocha, y presentaba un estado lamentable, por lo que decidí que lo decaparía entero y lo dejaría pulido. Lo mismo ocurría con las llantas, pintadas a brocha en rojo y que a priori puliría también.

Rueda delantera Ducati Forza

Los discos de freno estaban completamente oxidados, aunque por lo general la Ducati presentaba mucho menos óxido que la Sanglas, una verdadera lástima después del máster en óxido que ya tenía.
Rueda y disco trasero Ducati Forza

En general, la moto presentaba bastante buen aspecto y tenía un gran potencial, mucho trabajo por delante y mucho por aprender. Con la Ducati empezaba mi segundo reto y puede que toda una saga de motos por restaurar.

Sanglas y Ducati

 ***

Suscríbete ahora y llévate GRATIS la guía Tu Cafe Racer por 1.500 € en 5 pasos.

Cafe Racer barata

5 comentarios en “El comienzo de una saga”

  1. Yo tengo una igual del 1982 que tengo un pequeño problema segun se mire, la Forza que se ve en la foto el motor de arranque es el mismo que la que yo tengo pero hay una diferencia la de la foto lleva 13 dientes en el motor de arranque y la que yo tengo tiene 7 dientes, ahora viene el problema cuando la arranque pegaba un golpe en el cigueñal que ami no me gustaba salio en marcha pero cuando bolbi arrancarla de nuevo me ha roto el rodamiento que lleva en el eje del cigueñal mas la pieza que a braza el rodamiento que hace de que gire el cigueñal que por eso lleva una tuerca con la arandela de chaveta , mi pregunta donde puedo en contral la pieza de acero en dureccido mas el piñon de 13 eslabones para el arranque, yo creo de que es el culpable de ese destrozo por que el plato que va en el eje del cigueñal es el mismo que la de la foto mi telefono es el 676408612 si hay al gun ducatista en contrara un amigo y un al mirador de ducati por que aun mequedan 10 ducati y todas clasicas

  2. Ese poblema me paso ami pero yo vivo en Molina del Segura Murcia te comento eso porque yo solucione el poblema en seguida el rodamiento y la pieza que abraza el rodamiento endurecida si no encuentras quien te la haga mi telefono es 676408612 yo te soluciono el poblema ami me costo 100 eurs y 80 el rodamiento que me lo mandaron de Italia pero el pobllema sigue estando a y como se puede e bitar ese golpe que leda el arranque si tu lo sabes yo no lose y no encontrado a nadie como se puede solucional gracias y perdona que no haya contestado mas rapido

    1. Muchas gracias por tu respuesta y ayuda Bienvenido. Se agradece la aportación de todo un experto de Ducati como tú. Nosotros hemos optado por quitarle el motor de arranque y quedarnos sólo con el pedal. Es más difícil arrancarla pero nos gusta más estéticamente. Si tengo alguna duda te preguntaré. Muchas gracias de nuevo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *